Minimalismo: la tendencia en deco a la que cada vez más millennials se suben

El minimalismo no solo escala como una de las modas n°1 en decoración, sino que ya compone un estilo de vida. Desde el método Marie Kondo hasta los micro apartments del canal de Youtube “Never too small”,  la organización de los objetos captó la atención de muchas personas que llevaron esta práctica hacia nuevos territorios como el arte, la fotografía, la arquitectura y hasta la moda. 

Contrario a lo que muchos pensarían durante el auge de la pandemia, las personas, repensaron sus espacios y los objetos presentes en cada uno de ellos. Esto llevó a que el minimalismo cobre protagonismo gracias a una decoración enfocada en tener una cantidad reducida de objetos que resistan mucha atención. 

La filosofía minimalista se basa mucho en saber identificar aquello que realmente necesitamos y despojarnos de todo lo demás. Se trata de simplificar espacios, y contar con los elementos imprescindibles, sin renunciar al estilo, para aportar el máximo de practicidad al hogar sin recargarlo.

¿Cómo optar por un estilo más minimalista? 

El minimalismo engloba al estilo nórdico, pero también al industrial por contar con los elementos justos para crear un ambiente huyendo a la demasía de elementos. Se utiliza mucho el ladrillo, el cemento, el hierro y los tonos neutros. Otra opción es optar por los espejos. Gracias a que refractan la luz, evita un el exceso de bombillas o de lámparas de pie, que ocupan espacio. Y por último, la clave es pensar antes de comprar. Analizar si realmente ese objeto cumplirá un rol clave en tu vida, más allá de decorar. 

Los millennials y la una nueva filosofía de no poseer nada

Con los cambios que supone el Fast Fashion sobre la industria de la moda, los no-wners (esa generación que prioriza el disfrute de la vida y no de las posesiones) ponen en el centro la teoría de reutilización de los elementos como su manifiesto. 

El minimalismo es una tendencia donde priman varios hábitos sustentables como reducir la cantidad de electrodomésticos que consumen energía, limitar la compra de ropa por sus procesos de producción, utilizar menos elementos que generen residuos, etc.

Es muy interesante la opinión de la escritora Christine Platt sobre esta tendencia, donde ella se define como Afro Minimalist en su TED Talk. Christine sostiene que para ser minimalista no hay porque dejar la cultura, las texturas y los colores detrás. 

No hay una regla, o una cantidad de cosas que se “deba” tener. El minimalismo es una construcción diaria, no es un fin.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *